Silvia Abril y Toni Acosta nos cuentan lo mejor de trabajar juntas en EL GRAN SARAO

 

Silvia Abril y Toni Acosta presentan ‘El gran sarao’ en TNT. Se trata de un reality documental en el que los espectadores podrán ver la verdadera cara de estas grandes cómicas y actrices. En ‘El gran sarao’ Silvia Abril y Toni Acosta se muestran tal y como son, sin guion y completamente dispuestas a dejarse llevar para ofrecer un producto único y muy divertido.



Una propuesta original de TNT con la que los espectadores seguro que van a disfrutar mucho gracias a la naturalidad de Silvia Abril y Toni Acosta. Hemos podido hablar con ellas sobre el rodaje, la improvisación y lo bien que trabajan juntas. Esto es todo lo que nos han contado de ‘El gran sarao’ y la complicidad que tienen tanto delante como detrás de las cámaras. Una felicidad contagiosa con la que el espectador va a pasar un buen rato durante cada capítulo.

¿Qué fue lo que más os llamó la atención de ‘El gran sarao’?

Toni Acosta: el no saber.

Silvia Abril: la incertidumbre que ha rodeado cada una de las jornadas

Toni: la propuesta que nos hacen es muy interesante porque se supone que es una celebración y llegar a celebrar nuestro cumple. Pero yo tengo que confesar que hasta no estar metidas en la grabación yo no sabía muy bien a lo que íbamos. Y una vez dentro, es que no sabíamos nada. Yo creo que me gustaría que la gente lo creyera de verdad, cada día era un misterio y yo hasta preguntaba si iba a dormir en mi casa por mis hijos (risas); para avisar.

Silvia: pero las jornadas de trabajo han sido maravillosas porque cada una ha estado preparada con mucho cariño, han intentado buscar cosas que nos volvieran locas, que nos divirtieran, nos sorprendieran. Ha sido un rodaje totalmente hecho a medida, ha sido muy divertido.

Toni: yo tengo ataques de risa en directo y una vez casi me hago pis; menos mal que fue un casi (risas).

Silvia: el técnico de sonido preocupado porque llevaba la petaca del micro entre las piernas (risas). Ha sido muy divertido. Sobre todo, porque hemos trabajado juntas, porque no nos hartamos.

Toni: al revés, es seguir poniéndonos a prueba y seguir sumando, que es lo que debería pasar en una relación. Que se dice mucho lo de pasar una mala racha y no, si se está bien, la mala racha también se pasa bien. Y yo creo que aquí que hay dos mujeres actrices, cómicas, que entendemos la profesión de la misma manera, nos van poniendo más pruebas y más nos lo gozamos.

Un día llegamos a dormir a casa de Silvia y Andreu hubo un momento que dijo “¿pero de verdad no se os acaban los temas?” (risas).

Silvia: nos hemos quedado afónicas al final de la jornada después de 12 horas hablando. Era muy divertido porque el equipo quería descolocarnos y despistarnos para que no supiéramos donde íbamos, pero no hacía falta de tanto que hablábamos y nos entreteníamos solas. Lo han tenido relativamente fácil porque somos fáciles, nos entendemos y no nos aburrimos la una de la otra.



¿Cuánto hay de guion y cuánto de improvisación?

Silvia: no hay guion.

Toni: los eventos y las actividades sí estaban preparadas. Y una vez nos enseñaban lo que había que hacer… yo quiero ver nuestras caras. El director me decía que era una gozada mirarme porque yo soy como una niña pequeña y todo me sorprende. A partir de ahí no había guion.

Silvia: ellos llevaban el guion a escondidas y nosotros nos hemos ido encontrando todo. Han sido meses de preproducción y ellos han ido locos. Ha habido una actividad concreta en un sitio y de repente había un incendio y tenían que estar improvisando continuamente sobre la marcha sin nosotros ser conscientes. Hay una semana de campamentos con el equipo del que ya somos familia contándonos todas las cosas que han ido pasando de las que obviamente no teníamos ni idea.

Toni: ese es otro programa que hay que hacer en TNT.

Silvia: les han pasado tantas cosas…

Toni: ha habido momentazos. Una vez por ejemplo nos disfrazaron y el disfraz de Silvia no era el que ellos pensaban, pero ella ya se había hecho el personaje.

Silvia: yo ya quería eso porque nos adaptamos a todo, somos así. Están locos con nosotras.

Toni: somos así de verdad. Lo malo y lo bueno del reality es que de verdad ves a la persona. Esto lo va a ver la gente, todas las tonterías que he hecho, todo… (risas).

Silvia: confiamos plenamente en el equipo. Y TNT creo que ya ha visto el primer capítulo y nos ha llegado que están encantados. Tenemos un buen producto entre manos.



¿Entonces no habéis visto nada aún?

Silvia: nada, mejor que no veamos de momento.

Toni: yo no quiero. Yo quiero ya acabar y ya luego me atreveré a verlo montado. Es la primera vez que hago algo así docureality y sí que creo que verte te haces tú misma la trampa. A mí me da igual, he salido con ojeras, sin maquillaje…

Silvia: es algo que me encanta de lo que ha ocurrido en el programa. Me acuerdo que un día acabamos mojadas y nos dijeron que había que retocarnos y nosotros nos negamos, no queríamos. Queríamos enseñar y que se vea que somos así, ver la cara B. Es lo que mola de un reality.

Toni: no hemos tenido vestuario, por ejemplo, la ropa es nuestra sacada de nuestro armario. Eso es lo que le da verdad y atractivo de vernos.

Eso como público es lo mejor

Toni: ¿a que sí?

Silvia: ojalá consigamos que la gente se crea que es así. Estamos muy acostumbrados a creer que lo que pasa en la tele es mentira. Y buena parte sí, pero en este caso y en este formato no, todo es así. No hemos sabido nunca nada. Toni lo piensa todo más porque es profunda y reflexiva, es la que piensa de la pareja.

Toni: yo no paro de darle vueltas a la cabeza (risas).

¿Qué expectativas tenéis?

Silvia: no quiero, quiero abandonarme.

Toni: no tengo expectativas, me gustaría disfrutar. leí una cosa muy chula que es que si has conseguido la felicidad el siguiente paso es compartirla y ser reflectores para que el resto también pueda serlo. Y eso es lo que me gustaría que sucediera como colofón. Que todo lo que hemos vivido durante los cuatro capítulos lo pudiésemos compartir con la gente a la que queremos. Y si eso llega al espectador en casa que diga “como mola hacer una fiesta con tanto amor”. Hay que ser agradecido con las cartas que nos ha tocado en la vida. Soy capaz de jugar mis cartas, ser feliz y compartir. Eso es lo que de verdad me gustaría. No más expectativas, lo demás me da igual.

Publicar un comentario

Artículo Anterior Artículo Siguiente